La importancia de no interrumpir

13:44 Mami Latte 2 Comments



Por mi profesión de psicóloga he podido desarrollar bastante la metodología observacional, es decir, observar hechos para poder comprender algunos comportamientos, sobre todo en el campo social.

Desde que soy madre, a menudo me encuentro en entornos dónde puedo observar a niños y a sus cuidadores. Frecuentemente observo cómo niños muy pequeñitos, de menos de dos años de edad, están jugando (manipulando algo con sus manitas y con mucha concentración) y alguien ejerce una actitud directiva, realizando constantemente verbalizaciones o profiriéndole órdenes desde la mejor intención.

Los pequeños ante ésta “interrupción del adulto” miran extrañados y se descolocan de la tarea u objetivo (observadlo). Las personas que estéis leyendo esto seguramente estáis interesadas en saber cómo enfrentaros a la crianza, no sólo desde los aspectos más biológicos, sino también psicológicos, sociales y emocionales. Y en ello, el juego forma un papel fundamental, ya que es el motor de aprendizaje sobretodo en los primeros años (0-7).

 Es importante entender que el cerebro de un niño tan pequeñito está en pleno desarrollo y todos sus sistemas están casi por estrenar. Para procesar la información que recibe del exterior y de su entorno el pequeño necesita realizar un esfuerzo considerable y gran cantidad de energía. Podríamos decir, que sus vías conectoras de las sinapsis “conexiones neuronales” van más lentas que las de un adulto.
A modo de ejemplo para que entendáis esto, pensad en la primera vez que hicisteis un recorrido a un sitio muevo, el primer día fuisteis más lentos, teníais que mirar el camino, observar si ibais bien dirigidos, preguntar y observar hasta llegar a vuestra meta. La segunda vez que os dirigisteis a ese nuevo destino conseguisteis hacerlo de una manera más rápida y eficaz y a día de hoy os dirigís casi sin pensar y pasando por algo pequeños detalles que sí que tuvisteis que atender vuestra primera vez. Al bebé o niño pequeño le pasa algo parecido, cuando se enfrenta a un nuevo reto debemos de tener en cuenta que para él es algo complejo y sorprendente y en el que está poniendo todos sus sentidos y sensibilidad. 

Por ello, hoy os hablo de la importancia de no interrumpir la actividad de vuestro pequeño y acompañarlo únicamente desde la observación. Podréis disfrutar de algo magnífico que tenéis delante, como es la creación y el desarrollo del cerebro humano de vuestro hijo, sobrino, nieto….El pequeño observa ensimismado, presta atención a los detalles a cámara lenta, pone en acción sus cometidos y finalmente sale airoso y realiza un aprendizaje que interioriza para poner en marcha en nuevas situaciones y convertir sus mecanismos mentales en un engranaje super-eficiente.

Si intervenimos constantemente e interrumpimos ese fluir estamos perjudicando su desarrollo, ya esa esa interrupción que muchas veces responde a una sobre-estimulación por nuestra parte, va a cortar y desenchufar esas conexiones neuronales que se están haciendo y sus circuitos quedarán con lagunas.

Así pues permitidle ensimismarse, alucinar, con cada actividad, respectad sus ritmos, desde la distancia pero al mismo tiempo acompañándole desde la observación y el silencio. 

El hecho de no interrumpir a los bebés que están jugando (que están realizando tareas mentales) repercute en su capacidad de concentración y en la construcción de sus esquemas mentales, todo ello influirá a corto, medio y largo plazo en el aprendizaje y en el futuro éxito y buen rendimiento escolar. 

No interrumpamos a nuestros pequeños y gocemos de esas maravillosas estampas en movimiento que tanto nos van a enseñar a los adultos. El silencio, la atención, la concentración, la curiosidad, esas pequeñas y grandes olvidadas.

Recordad que tengo activos estos talleres de alimentación complementaria, uno presencial en Lleida y el online con accesso desde allà dónde estés y con tus horarios preferidos. Quedan ya muy pocas plazas!!!! Haced vuestras reservas y no esperéis a última hora. Pincha en las fotos para informarte.





Feliz juego y feliz semana!!!! 
Ya sabéis, mucho shhhh…., pero muchos ojos y presencia!!!!!

2 comentarios:

  1. No había considerado esta forma de ver el juego de mi peque, seré mas cuidadosa y le daré espacio para que juegue tranquila.

    ResponderEliminar
  2. Un apoyo muy bueno para que los padres primerizos sepamos como actuar en cada momento sin cortar su propio desarrollo, gracias por los consejos

    ResponderEliminar